Publicado el Deja un comentario

Evangelio copto de Tomás y los dichos de Jesús

Se presentan aquí algunos dichos de Jesús contenidos en el Evangelio de Tomás, en dos de sus traducciones[1], con el ánimo de sintetizar y compilar las posturas histórica, filológica y no canónica sobre Jesús como “hijo del hombre”:

[no se han incluido los textos coptos debido a problemas con las fuentes, pero se encontrarán en el Libro]

Dijo Jesús: “…Y mi alma sintió dolor por los hijos de los hombres, …”.

Yeshúa dice: … Y mi alma se apenaba por los hijos de los hombres, ….

 

Sus discípulos dijeron: “¿Cuándo te nos vas a manifestar y cuándo te vamos a ver?” Dijo Jesús: “Cuando perdáis (el sentido de) la vergüenza y –cogiendo vuestros vestidos– los pongáis bajo los talones como niños pequeños y los pisoteéis, entonces [veréis] al Hijo del Viviente y no tendréis miedo”.

Sus discípulos dicen: ¿Cuándo te nos aparecerás y cuándo te percibiremos? || Yeshúa dice: Cuando os quitéis vuestras vestiduras sin avergonzaros y toméis vuestras vestiduras y las pongáis bajo vuestros pies para pisar sobre ellas, como hacen los niñitos– entonces [miraréis] al Hijo del Viviente y no temeréis.

 

Dijo Jesús: “…Si os preguntan: ¿Quién sois vosotros.?, decid: Somos sus hijos y somos los elegidos del Padre Viviente. …”.

Yeshúa dice: … Si os dicen: ¿Quiénes sois?, decid: Somos los Hijos de Él y somos los escogidos del Padre viviente. ….

 

Dijo Jesús: “[Las zorras tienen su guarida] y los pájaros [su] nido, pero el Hijo del hombre no tiene lugar donde reclinar su cabeza (y) descansar”.

Yeshúa dice: [Los zorros tienen sus guaridas] y los pájaros tienen [sus] nidos, pero el hijo de la humanidad no tiene ningún lugar para poner su cabeza y descansar.[2]

Éste es el único dicho en el evangelio de Tomás que posee el título en cuestión.

Dijo Jesús: “Cuando seáis capaces de hacer de dos cosas una sola, seréis hijos del hombre; y si decís: ¡Montaña, trasládate de aquí!, se trasladará”.

Yeshúa dice: Cuando hagáis de los dos uno, os convertiréis en hijos de la humanidad– y cuando digáis a la montaña, “¡Muévete!”, se moverá.

En estos dichos se encuentran dos expresiones claves en lengua copta:

sobre el hijo del viviente,

 sobre los hijos del hombre

*hre [ere] en dialecto sahídico y hri [eri] en el dialecto bohárico de la lengua copta significan hijo, niño y corresponde al término griego ußñw [uiós] que aparece en el Antiguo Testamento (Gen 25.3) y al término griego t¡knon [téknon] propio del Nuevo Testamento, tal como se encuentra en Mateo 15.26: Mc 7.27[3], cfr. Lu 7.35), en especial, y a otros términos como [§kgonow] (Pro 24.34) descendiente, [n®piow] (Sirac 30.12, Oseas 11.1.

En torno al valor, función y calidad del niño puede leerse las cartas paulinas: [1 Co 13.11, Gál 4.11, Heb 5.13,] y en boca de Jesús: Ma 21.26, a quienes se reveló el Padre (Mat 11.25: Lu 10.21)[4], a quienes se les habla “como a niños en Cristo” 1 Corintios 3.1[5] en copto: ¥ire [oire], sahídico ¥hre [oere] bohárico širi [oiri]: pequeño, siervo joven.

En griego paÝw [pais] (un niño varón, un chico, un esclavo varón, un sirviente, en ocasiones sirviente de Dios en especial como título de Israel (Is 41.8[6], Mal 1.6[7] y en especial Éx 4.22[8]) o del Mesías (Isaías 42.1[9]), niña (Lu 8.51), también corresponde a bl¡fow [bléfos]: infante, bebe (Sirac 19.11, 1 Macabeos 1.61, 6.10, 3 Mac 5.49), neanÛskow [neaniskos]: joven.

El griego ußñw corresponde el copto UE [u.e.], UU [u.u.] que en el sahídico tardío probablemente se utilizó ¥ [sh] de ahí la palabra copta.

El segundo término es ¥hre [shere] en sahídico significa hombre, ser humano, equivalente al griego nyrvpow [ánthropos] y Žn®r [anér] ambos en Isaías 56.2[10].

Se habla de hijos de Dios (ui`oi. qeou, filii sunt Dei, ahlad !wna aynb), “guiados por el espíritu”, desde Rom 8.14-21, por el testimonio del espíritu[11], mediante el cual le llaman “¡Abba, Padre!” (Rom 8.15)[12], junto a “Cristo”[13], los hijos de Dios y la creación entera “aguardan la manifestación de los hijos de Dios”[14] hasta que “será libertada de la esclavitud de corrupción a la libertad gloriosa de los hijos de Dios”[15].

La filiación se realiza, más bien, por el cumplimiento del nuevo mandamiento (2 Juan 1.4[16], cfr. 1 Tes 2.7[17]).

[1] En las traducciones castellanas de Aurelio de Santos Otero y la de Higinio Alas Gómez, José Cascant Ribelles y Pedro José Chamizo Domínguez.

[2] Corresponde a Mateo 8.20, cfr. Lucas 9.58:

Jesús le dijo: — Las zorras tienen guaridas, y las aves del cielo, nidos; pero el Hijo del hombre (ui`o.j tou/ avnqrw,pou, Filius autem hominis, avnad !yd) no tiene donde recostar su cabeza.

[3] Respondiendo él, dijo: — No está bien tomar el pan de los hijos (te,knwn) y echarlo a los perros.

[4] En aquel tiempo, respondiendo Jesús, dijo: «Te alabo, Padre, Señor del cielo y de la tierra, porque escondiste estas cosas de los sabios y de los entendidos, y las revelaste a los niños (nhpi,oij).

[5] De manera que yo, hermanos, no pude hablaros como a espirituales, sino como a carnales, como a niños en Cristo (w`j nhpi,oij evn Cristw, tamquam parvulis in Christo, txkva f Yxa anaw).

[6] `ybi(h]ao ~h’îr»b.a; [r;z<ß ^yTi_r>x;B. rv<åa] bqoß[]y yDIêb.[; laeär»f.yI ‘hT’a;w>,

  1. de, Israel pai/j mou Iakwb o]n evxelexa,mhn spe,rma Abraam o]n hvga,phsa,

et tu Israhel serve meus Iacob quem elegi semen Abraham amici mei,

Pero tú, Israel, siervo (yDIêb.[;, pai/j, serve) mío eres; tú, Jacob, a quien yo escogí, descendencia de Abraham, mi amigo.

Tárgum: `ymix.r» ~h’r»ba;d> hy[erz: $b’ ytiy[ir>taid> bqo[.y: ydIb[; laer»fy ta;w>

[7] בֵּ֛ן יְכַבֵּ֥ד אָ֖ב וְעֶ֣בֶד אֲדֹנָ֑יו

filius honorat patrem et servus dominum suum

El hijo (ar»b, ui`o.j, filius) honra al padre y el siervo a su señor.

[8] dicesque ad eum haec dicit Dominus filius meus primogenitus meus Israhel,

Entonces dirás al faraón: «Jehová ha dicho así: Israel es mi hijo, mi primogénito,

Tárgum:

`larvy yrIkwbu yrIb. ywy rm;a. !n»dki h[rpl rm;ytew>

Estas tres referencias han sido extraídas de JIMÉNEZ DE ZITZMAN, María Lucía, La acción soteriológico de Jesucristo en los cuatro evangelios, A través de los campos semánticos que la significan, colección teología hoy, Bogotá, 2003, p. 547.

[9] Este es mi siervo (‘yDIb.[; !hE, Iakwb o` pai/j mou, ecce servus meus), yo lo sostendré; mi escogido, en quien mi alma tiene contentamiento. He puesto sobre él mi espíritu; él traerá justicia a las naciones.

Nótese que la traducción griega de la Septuaginta especifíca que se trata de Israel (Iakwb).

[10] Bienaventurado el hombre (‘vAna, avnh.r, vir) que hace esto, el hijo del hombre (~d»Þa’-!b,W, a;nqrwpoj o` avnteco,menoj, filius hominis) que lo abraza: que guarda el sábado para no profanarlo, y que guarda su mano de hacer lo malo.

[11] El Espíritu mismo da testimonio a nuestro espíritu, de que somos hijos de Dios (evsme.n te,kna qeou, sumus filii Dei, ahlad aynb).

[12] Pues no habéis recibido el espíritu de esclavitud para estar otra vez en temor, sino que habéis recibido el Espíritu de adopción, por el cual clamamos: «¡Abba, Padre (Abba o` path,r, Abba Pater, !wba aba)!».

[13] Y si hijos (te,kna, filii, Ynbw), también herederos; herederos de Dios y coherederos con Cristo, si es que padecemos juntamente con él, para que juntamente con él seamos glorificados.

[14] Porque el anhelo ardiente de la creación es el aguardar la manifestación de los hijos de Dios (tw/n ui`w/n tou/ qeou, filiorum Dei, ahlad Yhwnbd).

[15] Por tanto, también la creación misma será libertada de la esclavitud de corrupción a la libertad gloriosa de los hijos de Dios (tw/n te,knwn tou/ qeou, filiorum Dei, ahlad aynbd).

[16] Mucho me regocijé porque he hallado a algunos de tus hijos (tw/n te,knwn sou, filiis tuis, Ykynb) andando en la verdad, conforme al mandamiento que recibimos del Padre.

[17] Antes bien, nos portamos con ternura entre vosotros, como cuida una madre con amor a sus propios hijos (ta. e`auth/j te,kna, filios suos, hynb).

También puedes adquirir Libros y Cursos

© Julio César Cárdenas Arenas (@Profeabuismail)

Noticias y Libros gratis (Editorial Casa de Sabiduría)

* indicates required

Noticias y Cursos gratis (Academia Casa de Sabiduría)

* indicates required
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.